La invasión de los cargadores

Ayer me paré a pensar en la cantidad de cargadores que tengo por casa de los distintos aparatos electrónicos que he ido adquiriendo con el paso del tiempo. Vamos a hacer un pequeño “repaso mental” 😉

En resumidas cuentas, un surtido de cargadores amplio y variado en el que hay clavijas de todo tipo. Eso sí, he de decir que los cargadores “con dos cables” (cable al enchufe, cuerpo y cable al aparato) me ponen de los nervios, pues ocupan muchísimo espacio a la hora de guardarlos y al final siempre se enredan.

Por suerte hay tres aparatos que cargo con el mismo cargador (el del Motorola V3, que emplea una clavija mini-USB) y así al menos no estoy todo el día cambiando de cargador, pero aun así sería deseable que este tema se estandarizara (de hecho los fabricantes de telefonía móvil lo están estudiando) y así un mismo cargador sirviera para todos los aparatos.

En fin, un pequeño ejemplo que ilustra cómo la tecnología nos facilita enormemente la vida diaria pero también conlleva ligeros “efectos colaterales”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .